-Señorita, por favor, abra su maleta.

-Es solo mi ropa con la cámara y los utensilios de aseo -acerté a decir- suplicando para mis adentros que lo inspeccionara rápido.

-Está bien, puede proseguir.

Después de la inexorable visita al lavabo contacté con Marina, perteneciente al grupo de La Asamblea Feminista Madrid. Quedó en venir a recogerme al aeropuerto para después trazar el itinerario más conveniente. Según nuestras conversaciones telefónicas se evidenciaba que era una mujer comprometida y seguro que conocer el ámbito en el que se movía me ayudaría a redactar mi artículo. El último, por el cual viajé a Kenia denunciaba la práctica de la mutilación genital femenina. Para ello me basé en las actuaciones que lleva a cabo la Organización Kirira. Reflexionando cómo la diferencia de nacer en un lugar u otro condicionaba tanto la brecha de género, llegó Marina.

Me impresionó su rostro afable pero curtido a la vez, ella me reconoció por la foto del reportaje. De camino a la sede de su asociación, hablamos de la importancia de la conexión y comunicación entre los diferentes grupos de mujeres que trabajamos por conseguir que nuestros derechos no se vulneren por razones de sexo o raza.

La estancia está siendo enriquecedora, ya tengo casi completo el artículo sobre la mujer e igualdad de género.

(La voz de mi marido llega desde la salita golpeando mi imaginación).

-Adela ¡deja ya el dichoso ordenador y pon la cena que ya es hora!

___
Por: M.R.G.G. | Categoría La Rioja.

#EfectoMariposa2020 #ConcursoCONGDCAR2020 #MujereIgualdad
 
Ver todos los relatos participantes de la V edición Concurso Literario Efecto Mariposa "Mujer e Igualdad".    
 
Vota por tu relato literario favorito